TENEMOS EQUIPO

0
26

Pero más allá del asalto perpetrado por el árbitro chileno Julio Alberto Bascuñan González, junto a su equipo arbitral, y de la incompetencia de la dirigencia peruana que lideran la dupla Agustín Lozano – Oscar Chiri, el partido Perú – Brasil nos deja la sensación no solo de un resultado totalmente injusto sino también de que tenemos un Comando Técnico y plantel de jugadores capaces de clasificar al próximo Mundial Qatar 2022. Sin embargo, como diría cualquier dirigente con algo de capacidad y experiencia, no basta jugar bien en la cancha sino que necesitamos jugar bien fuera de esta, labor que le atañe exclusivamente a nuestros dirigentes.

En efecto, el Comando Técnico liderado por Ricardo Gareca diseñó un planteamiento que permitió contrarrestar a una selección que seguramente va a clasificar al Mundial Qatar 2022 y se debe encontrar entre las tres mejores selecciones de fútbol del mundo. Pero no sólo diseñó un buen planteamiento sino el plantel de jugadores lo supo ejecutar con muy pocos desaciertos, lo que nos hubiera permitido alcanzar un triunfo o, en el peor de los casos, un empate, de no haber sido por la negativa injerencia del árbitro chileno Julio Alberto Bascuñan González y su equipo arbitral.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here