VIZCARRA EN COMPLOT 

0
89

Su exministro del Interior, Carlos Morán, queda al descubierto. Organizó almuerzo entre abogado de Dina Boluarte y Harvey Colchado 

“Cuando se investiguen las llamadas telefónicas se verá que es el general Morán el que me ha estado llamando insistentemente para reunirme con su ahijado Harvey Colchado” 

Todos los caminos parecen llevar al Martín Vizcarra. Cuando se descubrió un escándalo sexual que llevó a la salida de Alberto Otárola de la Presidencia del Consejo de Ministro, también se descubrió que exfuncionarios del gobierno del “Lagarto” estaban detrás de la filtración de audios y videos comprometedores. 

Ahora, que la Fiscalía ha dado un fuerte golpe a Dina Boluarte, encarcelando a su hermano Nicanor, se ha descubierto que la pieza clave ha sido Carlos Morán, exministro y siempre hombre de confianza del vacado expresidente. 

En marzo último, dos fotografías difundidas este domingo por Cuarto Poder colocaban a Vizcarra en el círculo íntimo de la contadora Yaziré Pinedo, expareja de Otárola beneficiada con contratos estatales. El exmandatario mantiene cercanía con la familia de la joven desde antes del 2016. 

Además, había chats donde se evidencia que César Figueredo, otro allegado al “Lagarto”, aprovechaba esa influencia para conversar. 

Yaziré Pinedo: Oye, pero ese tema de la Sunarp, ¿no tiene una vigencia de no sé cuántos años? […] ¿hay otra entidad que no sea esa? 

César Figueredo: Pero la ventaja es que tú vas, te sientas y no te mueve nadie. Por eso, de una vez, al toro por las astas. De una vez. Sí, ya, ahorita; eso quiero. 

Yaziré Pinedo: Ya, chévere, entonces… ay, de mi lagarto no te olvides, ah. 

“Ese día a él lo grabaron. Fue una reunión breve, no duró ni quince minutos, creo”, indicó al Pinero a Cuerto Poder antes de señalar que cuenta con una copia de ese video. La joven también indicó que Nicanor Boluarte, hermano de la jefa de Estado, le ofreció US$ 200 mil para obtener el video donde el exjefe de Gabinete, su expareja, le pedía su curriculum vitae para ofrecerle trabajo y una videollamada íntima. 

Ahora, al abogado de los hermanos Boluarte, Mateo Castañeda, se le imputa ser parte de una organización criminal, porque simplemente almorzó con Harvey Colchado, miembro del equipo especial que presta apoyo al Equipo contra la corrupción en el poder.  

“Yo rechazo todos los cargos. Si hay algo que investigar, se investigará, pero esto ha sido una emboscada del coronel Harvey Colchado, que me ha citado a dos reuniones a través del general Carlos Morán. (…) Asistí a esas reuniones sin sospechar que este señor estaba grabando las conversaciones”, declaró luego de que concluyó la audiencia de control de identidad. 

En esa línea, el exfiscal superior alegó que él es un “daño colateral de una pelea por el poder”; sin embargo, no precisó a quiénes se refería. “Ustedes saben”, indicó a los reporteros presentes. 

“Cuando se investiguen las llamadas telefónicas se verá que es el general Morán quien me ha estado llamando insistentemente para reunirme con su ahijado el coronel Harvey Colchado. (…) Allí van a determinar que estas reuniones fueron fabricadas, fue una emboscada lo que me han hecho, es una celada”, agregó. 

Castañeda está detenido preliminarmente por 10 días por presunto tráfico de influencias y organización criminal. En un inicio, se dio a conocer que el letrado ofreció beneficios a los coroneles PNP Harvey Colchado y Walter Lozano, como ascensos y “protección”, a cambio de que estos hagan lo posible para que el Eficcop archive la investigación contra Nicanor Boluarte. Sin embargo, más detalles de la operación complican la situación del abogado. 

el 8 de febrero de este año, Castañeda logró reunirse con el coronel PNP Walter Lozano en un restaurante de la cadena de pollerías Pardos. Tras elogiarlo y compararlo con Colchado, el abogado le pidió que el caso de Nicanor se cierre o sea derivado a una fiscalía anticorrupción de Lima donde sí podría ejercer sus influencias como letrado. Sin embargo, el efectivo le indicó que solicite la derivación formalmente ante Marita Barreto, quien rechazó el recurso 

Luego, Castañeda buscó a Harvey Colchado. Para llegar al entonces coordinador del Equipo Especial PNP, recurrió al exministro Carlos Moran 

Castañeda, Morán y Colchado se reunieron el 14 de marzo en el restaurante Pescados Capitales de Miraflores. Para esto, el coronel PNP actuaba como agente encubierto y se le asignó el alias ‘René’, seudónimo que usó años atrás para infiltrarse en lo que quedaba de Sendero Luminoso en el Huallaga. La fiscal superior Marita Barreto, coordinadora del Eficcop, y el exministro estaban al tanto de todo. 

En el expediente están los chats entre el agente encubierto ‘René’ y Carlos Morán, donde coordinan el día y lugar del encuentro con Mateo Castañeda. También está el váucher a nombre del estudio Castañeda y Menacho. 

El 25 de marzo, Morán, desde el estudio de Castañeda, llamó a Colchado y este les dijo que los respaldaba y que proporcionaría información reservada del caso cuando tenga acceso. Todo era parte del plan del agente encubierto. 

El 29 de marzo se ejecutaría el allanamiento a la casa de la mandataria a altas horas de la noche. No obstante, minutos antes, el coronel PNP envió un mensaje al exministro para dejar constancia de que alertaba del operativo. Morán no respondería ni comunicaría la información, tal como se había acordado. Según el reportaje, solo necesitaban esa “prueba” para hacerles creer a Castañeda y a Boluarte que estaban de su lado.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here