HUMO BLANCO

1
180

Pedro Castillo es el Presidente del Perú N° 62 a 200 años de la Independencia 

Álvaro Vargas Llosa lame las heridas políticas de Keiko Fujimori

En la noche del lunes 19 de julio, cuando el Jurado Nacional de Elecciones (JNE) lo proclamó como el presidente del Perú N° 62, Pedro José Castillo Terrones recordó el vaticinio que le hicieron llegar a Chota varios ‘maestros’ de Las Huaringas, unas horas antes de los comicios.

El mensaje- que llegó a la Plaza de Armas de Chota a través de unos emisarios huancabambinos- decía que él, el ex rondero y humilde profesor de secundaria metido a político, sería el jefe de Estado a los 200 años de nuestra Independencia, si lograba sortear a sus enemigos ocultos.

Por eso, cuando aquella noche el jefe del Jurado Nacional de Elecciones (JNE), Jorge Salas Arenas, lo proclamó públicamente como el presidente del Bicentenario, Castillo dijo en la interna que sería el mandatario de todos los peruanos, incluso de los que no habían votado por él.

La Resolución N° 750-2021 del JNE dejó en claro que Perú Libre había obtenido 8′836,380 votos (50,126%) y que Fuerza Popular sólo 8′792,117 (49,874%), dejando en claro que había una diferencia de 44,263 votos.

A Keiko Fujimori, la candidata derrotada, no le quedó más que tragarse el sapo político, pero fue consolada generosamente por Álvaro Vargas Llosa, el hijo del marqués español que apoyó su candidatura.

El miércoles se acabó el zarandeo político con la llegada en masa de mensajes de los mandatarios del mundo reconociendo la elección de Pedro Castillo. El presidente de Francia, Emmanuel Macron, por ejemplo, manifestó en un mensaje de su embajada lo siguiente:

‘Su victoria traduce la confianza que deposita en Usted una mayoría de sus conciudadanos, quienes se han pronunciado democráticamente en favor de su proyecto, en momentos en que el Perú se dispone a celebrar el bicentenario de su independencia’. Punto.

Castillo Terrones fue recibido en Palacio de Gobierno por el presidente Rafael Francisco Sagasti Hochhausler, quien durante una reunión de dos horas y media le hizo un balance de lo que recibiría.

Lilia Paredes, la futura primera dama, mientras tanto, liaba bártulos para instalarse en los próximos días en la Casa de Pizarro.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here